El gobierno de la provincia, a través del Ministerio de Desarrollo Social, define una asistencia para los aspirantes a reemplazantes docentes. Se trata del personal que no ha tenido actividad en lo que va del año, por la irrupción de la pandemia.

El sector ha protagonizado diferentes protestas durante todos estos meses que, incluso, dieron lugar a la sanción de una ley que establecía el pago de una suerte de bono para dichos agentes, tanto docentes como asistentes escolares.

Sin embargo, el Poder Ejecutivo vetó parcialmente esa norma, con el compromiso de brindarles una asistencia. Eso es lo que termina de cobrar forma por estas horas; según pudo saber El Litoral, se pagará una asistencia de diez mil pesos mensuales, durante noviembre y diciembre.

La ayuda alcanzaría a unos cinco mil trabajadores. Como condición se les exigirá que hayan tenido reemplazos en el algún momento del año pasado, y que actualmente no tenga otra fuente laboral.

 

Fuente: Radio Amanecer. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve + once =