Momentos de profunda emoción se vivieron nuevamente en la tarde del viernes cuando en el Samco de Avellaneda se impuso el nombre de Lorenzo “Lolo” Regonat, al Vacunatorio de ese centro asistencial.

La idea, surgida desde los mismos profesionales del Samco, grupo de enfermeras de ese lugar, se concretó para que el lugar tenga el nombre del pequeño que falleció semanas atrás y cuya familia decidió donar sus órganos.

Asistieron al acto el intendente Dionisio Scarpín, quien entrgó un reconocimiento a los familiares, como así también el senador departamental Orfilio Marcón en nombre de la Cámara de Senadores de la Provincia y el Presidente del Concejo Deliberante de esa ciudad, Martín Ponticelli, además de Mariano Regonat y Claudia Braidot, los padres y vecinos en general.

Dijeron unas breves palabras la presidente del Consejo de Administración del Samco, Milena Zalazar, el Dr. Fernando Galarza, director del Samco, Dionisio Scarpín, el Senador Marcón y un “gracias a todos” con voz quebrada, el papá de Lolo, Mariano Regonat.

Se descubrió finalmente una placa con la bendición del P. Silvio Fabro, Párroco de Avellaneda.

 

Fuente: Radio Amanecer.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 5 =